Las profecías de los Simpsons

El arte, en muchas ocasiones, se adelanta a la realidad, aunque sea a través del humor y la sátira. Esto fue lo que ocurrió a inicios del ya lejano año 2000, cuando la célebre serie de animados Los Simpson presentó un capítulo en el que el personaje de Lisa asume la presidencia de los Estados Unidos, después de un mandato bastante negativo de Donald Trump...



Reflejo de una sociedad


Aunque no se trata más que de una casualidad, la anécdota se une a la lista de veces en las que los guionistas de la serie parecen haber viajado al futuro para inspirarse, adelantándose a Farmville, al traductor de bebés, Miley Cyrus, a los camiones sin conductor e incluso al ébola. Obviamente, la serie no esconde profecías ocultas.

Quizás uno de los programas televisivos que mayor audiencia mundial ha conseguido sea Los Simpsons, serie animada que se estrenó por primera vez el 17 de diciembre de 1989, y que cuenta con la firma de Matt Groening y la producción de la cadena internacional Fox. La serie suele mezclar dos tramas diferentes en el mismo episodio. Lo raro sería que no acertara nunca, teniendo en cuenta que a menudo hacen humor a partir de la actualidad.

Pero solo nos acordamos de las veces que la serie acierta y no de todas las veces en las que ni se acerca. Como escribía el divulgador Michael Shermer en referencia a los sueños premonitorios, “solo recordamos esas pocas e impactantes coincidencias, y olvidamos el amplio mar de datos sin interés”. Por ejemplo, en el mismo episodio de Trump, se sugiere que en 2030 la marihuana sigue siendo ilegal en Estados Unidos

Sin embargo, desde sus comienzos, los temas y situaciones planteadas por esta serie han causado gran controversia en la opinión pública, la cual ve en la historia de esta familia amarilla una preocupante manifestación de lo que es o puede llegar a ser la sociedad estadounidense. En ese sentido, la discusión está básicamente conformada por dos visiones diametralmente opuestas, pues mientras algunos críticos apuestan a considerar a esta serie como una puesta en escena de los vicios y disfuncionalidades de la típica familia norteamericana, siendo simplemente un reflejo de ésta, tal como reza su eslogan; otros alzan su voz para denunciar que ha sido precisamente esta serie, entre otros programas, la que ha terminado por deformar el comportamiento del ciudadano estadounidense, por lo que incluso piden que deje de ser transmitida.



Parte de una conspiración


No obstante, en algunas ocasiones la discusión va un paso más allá, abandonando el ámbito meramente social y educativo, para inscribirse en un debate que implica temas políticos, económicos y hasta paranormales. De esta forma, algunos detractores se han dado a la tarea de señalar cómo esta popular serie, que cuenta con millones de televidentes en todo el mundo, es simplemente una ventana comunicacional de algunas logias secretas, las cuales la usan para mandar sus mensajes subliminales a las masas, sugestionándolas, manipulándolas o simplemente burlándose de ellas, al mostrarles eventos futuros manejados por ellos, sin que el público tenga oportunidad de estar prevenido.

Al respecto, los seguidores de estas teorías de la conspiración afirman bastante convencidos que posiblemente los Iluminati sean la principal sociedad secreta detrás de la producción y los mensajes transmitidos en Los Simpsons, afirmación basada en los numerosos símbolos de esta supuesta logia que aparecen en la seria, así como las situaciones aparentemente proféticas que esta serie de Fox ha protagonizado a lo largo de los años.  De esta manera, los partidarios de creer que Los Simpsons son la voz de los Iluminati, también creen que la razón por la cual esta logia ligada a la dominación mundial tomó partido del fenómeno comunicacional de Los Simpsons haya sido precisamente la gran cantidad de televidentes que pudo lograr esta serie desde su comienzo.


¿Qué opinan los creadores?


Un ejemplo concreto de la capacidad predictiva, que a veces parecen tener los creadores de esta serie, es la abrumadora victoria de la presidencia por parte de Donald Trump, ocurrida durante noviembre de 2016, la cual a pesar de sorprender al mundo entero, había sido predicha al menos dieciséis años atrás por Los Simpsons, serie que en uno de sus capítulos hablan sobre la presidencia de este magnate neoyorquino.

En uno de los momentos más interesantes de ese capítulo 17 de la temporada 11, transmitido el 19 de marzo del año 2000 titulado “Bart hacia el futuro” (Bart to the Future), Lisa Simpson llega a la Casa Blanca y se reúne con sus más estrechos colaboradores. La nueva mandataria es conciente de haber heredado “un déficit en el presupuesto del Presidente Trump”. “¿Qué tan grave es?, pregunta. Al intentar hacer un análisis de la situación financiera del país, la nueva Presidenta es informada de que el mandatario saliente ha dejado a la nación en una total bancarrota.

Hace unas semanas, el diario The Guardian le preguntó sobre el episodio al creador de esta serie animada, el dibujante Matt Groening: “Predijimos que él sería presidente de nuevo en el año 2000 -pero Trump era, por supuesto, el nombre más absurdo de la broma que podríamos haber pensado en aquel momento, y esto sigue siendo cierto. Esto está más allá de la sátira”, aseguró. Por su parte, Dan Greaney, guionista de ese capítulo, declaró a The Hollywood Reporter que aquella secuencia no era más que “una advertencia para los Estados Unidos”. “Parecía ser la última parada lógica antes de tocar fondo. Y la propusimos porque era consistente con la imagen de unos Estados Unidos volviéndose locos”.

Greaney ha relatado que en aquel momento a algunos espectadores no les agradó la visión demasiado pesimista del guión, y la “oscura perspectiva” que dejaba para el futuro. Pero el futuro ya es hoy. Habría que esperar a que Trump concluya su primer mandado para ver si una nueva mujer se decide a optar por el sillón más importante de la Sala Oval, si finalmente vence, y si al llegar encuentra un país en total bancarrota.